La discapacidad visual se hace grande en la pantalla chica

fotografía, El Ciego de ORO
Numero edicion
Edición Número 100

Con pasos firmes la serie “El Ciego de Oro” abre el camino a producciones diversas e incluyentes dentro de la televisión, un medio por lo general dependiente de producciones hechas para el rating, con formatos clásicos, poco innovadores y sobre todo poco dispuestos a explorar en terrenos ignorados con gran potencial narrativo y profesional como lo es el de la discapacidad visual.

Esta serie basada en la vida y obra de Libardo González Escobar, además de relatar los hechos más importantes en la vida del ciego de oro y su relevancia para la historia de la radio en Colombia, demuestra que la capacidad de innovación y creatividad no tiene límites, y eso lo sabe muy bien el director de la serie Luis Garavito, quien decidió hacer algo loco para muchos, pero sensacional para el desarrollo de la serie contando dentro del elenco con un aproximado de diez personas con discapacidad visual como actores naturales, protagonizando los diferentes papeles de la historia. 

No es común que haya personas con algún tipo de discapacidad actuando, no porque no puedan, sino porque las creencias y tabúes en muchos casos pueden más que el talento y profesionalismo de las personas con discapacidad.

Y este fue el medio perfecto para seguir informando y educando a la sociedad acerca de la discapacidad, desde la historia de Libardo González Escobar quien muestra cómo es la vida de un ciego desde el aspecto personal, amoroso y laboral.

Además de la impecable actuación de los actores naturales derrochando talento y profesionalismo frente al lente de la cámara y por supuesto la audiodescripcción que permite la accesibilidad del contenido transmitido en la pantalla fue un hecho fundamental en la serie.
De esta manera quedó demostrando que sin problema alguno las personas con discapacidad visual pueden seguir libretos, interpretar las acciones, realizar las actividades y transmitir los sentimientos y emociones requeridas por la trama de la historia, para que el televidente se conecte y viva la experiencia, revelando igual y hasta mayor capacidad de actuación que un actor de academia y con varios años de bagaje.

Así que la serie “El Ciego de Oro” es un hito para la discapacidad en la televisión, siendo la primera de tantas producciones donde las personas con discapacidad visual serán las protagonistas, cerrando cada vez más la brecha que hay entre la sociedad y la discapacidad haciendo este país más incluyente.
 

Autor